viernes, 13 de abril de 2012

PAN DE CALATRAVA


Mi amiga Carmen, de Recetas de tía Alia, ha debido de pensar que tenemos mucho tiempo, je, je, ya que a la hora de pensar en su concurso, ha decidido que teníamos que elaborar una receta de tradición familiar y contar una pequeña historia relacionada. La verdad es que hasta donde llega mi memoria gastronómica en mi casa nunca ha existido ninguna de esas recetas que se conserven bajo llave, no recuerdo ni siquiera una receta especial. Lo mío ha sido puro aprendizaje autodidacta. Mi madre cocina, bien, pero sólo cocina, es decir, que cocina porque tiene que hacerlo, pero nunca la he visto experimentar con ninguna receta. A lo mejor parte de la culpa de ello es que mi padre es de esos que por aquí llamamos "delicaos", es decir, que sólo se come lo que le gusta, así que ella no ha tenido vía libre en la cocina, como por ejemplo tengo yo. A mi marido no sólo le gusta que yo experimente en la cocina, es que además se lo come todo. 
Claro, que yo, no siempre he sido así, yo también pasé por el periodo de la NEGACIÓN: de pequeña, no comía casi de nada, de hecho hasta los 8 o 9 años fue una niña flaca, ni siquiera tenía ese "lustre" en la cara que muchas niñas de esa edad tienen. No me gustaba ni la pechuga de pollo, y es que ni siquiera se lo que me gustaba, ni lo que comía, no recuerdo comer nada en esa época.
Cuando llegué a la adolescencia llegué a la época de la ACEPTACIÓN: mi madre ya conocía mis gustos y procuraba siempre que podía tenerme preparado para el almuerzo algo que me gustase. Así que todo lo que comía si que era aceptable.
Cuando me fui a Granada a estudiar no me quedó otra que la RESIGNACIÓN. Al principio mis compañeras de piso, mis amigas Zoraida y Nuria, y yo, compartíamos la comida, pero eso duró poco, diferencias de horarios en la Facultad, diferencias de gustos,.... total, que al final por no cocinar para mi sola (y que conste que en aquella época ya me gustaba cocinar bastante) me llevaba los tupper de mi madre preparados. Ahora me pregunto como aguantaba la comida ya congelada esos tediosos viajes en autobús desde Salobreña a Granada. Yo creo que ya llegaba descongelada la comida, je,je, y otra vez iba al congelador. Eso de respetar la cadena de frío nunca lo habíamos escuchado, je,je. De nuevo habrá que recurrir al magnífico refranero español: LO QUE NO MATA ENGORDA....
Y cuando me casé, pues la verdad es que seguí comiendo en casa de mi madre, je,je. lo que oís..... Teníamos la oficina debajo de casa y aún así no preparaba la comida. Cuando nos mudamos a otra oficina más grande, cerca de mi madre, paradójicamente si que preparaba la comida yo en mi casa. Aunque claro, cuando tienes que preparar la comida a horas inhóspitas no puedes hacer maravillas. Es de aquella época en la que aprendí a hacer el pan de Calatrava que os traigo hoy. Por aquella época no preparaba muchos postres ya que no se me daba muy bien el dulce. Pero esta receta me parecía infalible y siempre que podía la preparaba.
Cuando la crisis empezó a aparecer, y el estallido de la burbuja inmobiliaria me llevó de cabeza al paro,  para matar el tiempo no se me ocurrió otra que meterme en la cocina y ponerme a COCINAR, COCINAR, COCINAR y EXPERIMENTAR, EXPERIMENTAR, EXPERIMENTAR. He llegado a un punto que no suelo repetir ni las recetas, cada vez que pienso en algo, pienso en algo nuevo, improvisar, innovar, muchas veces, copiar de otros. Pero la verdad es que en estos años he podido descubrir que mi vocación es ésta, por mucho que le pese a mi padre que su hija, la que estudió Derecho, y aprobó con notas más que aceptables, se pase el día dentro de una cocina. 
Pero como de esto no se come (bueno, sí se  come, y mucho, pero me refería al plano económico, je,je.), y tengo  la suerte de que en Mayo vuelvo a trabajar, pues no se si podré seguir experimentando con tanta frecuencia como lo he hecho hasta ahora, lo que si es seguro que, aunque sea en menor medida, voy a seguir enseñando todo lo que haga. Y lo mejor de todo ésto es que mi hija cuando tenga mi edad no va a tener espacio ni material ni emocional donde guardar toda su memoria gastronómica, ya que será mucha, de eso me estoy ocupando yo.


Y sin darme cuenta ya llevo más de una hora escribiendo, al final Carmen me ha liado con su concurso y me ha hecho soltar la lengua, aunque desde luego que si lo he hecho es porque no me podía quedar sin participar en su concurso. Afortunadamente ya la conozco en persona y se con creces que es una gran persona, por lo que, aunque no dispongo de mucho tiempo últimamente, no me ha importado pasarlo contando mi historia. Y ahora voy con esta receta, que como he dicho es da las primeras que preparé dulce y que, a pesar de haberla hecho tantas veces, nunca me ha salido mal. Así que os la recomiendo. Ya hace tiempo puse la receta de pan de calatrava en microondas pero debo de reconocer que hecho al horno, al baño María, gana mucho más este postre.

INGREDIENTES:

  • Media barra de pan duro
  • 1 vaso de azúcar
  • 3 huevos
  • 1/2 litro de leche
  • Azúcar para hacer caramelo
  • Nata montada para decorar:
  • Un brick de nata de 200 ml.
  • Unas cucharadas de azúcar glass
PREPARACIÓN: 
En un cazo ponemos unas cucharadas de azúcar, yo he puesto cinco, y dejamos a fuego medio hasta que se dore y se derrita el azúcar. Vertemos rápidamente en el molde donde vayamos a preparar el pan de calatrava, y extendemos con rapidez, ya que endurece muy pronto. Yo lo he preparado en un molde mediano tipo pirex rectangular.

En un bol batimos con la batidora los huevos, la leche y el azúcar, y poco a poco iremos añadiendo trozos de pan, seguimos batiendo hasta integrarlo todo o si os gusta podéis dejar los trozos más enteros. Vertemos la mezcla en el molde, donde teníamos el caramelo, y metemos al horno precalentado, a 180º, al baño maría, durante 45 minutos. Entonces pinchamos y si la brocheta sale limpia sacaremos, si no lo dejaremos un poco más. Dejamos enfriar y meteremos en el frigorífico, mejor de un día para otro.

Volcamos el molde sobre una bandeja y veréis como se despega facilmente, si no sale pasamos un cuchillo por los filos hasta que veamos que se está soltando del molde. Montamos la nata, con la ayuda de unas varillas, añadiendo el azúcar glass, ya casi cuando esté montada y metemos en una manga pastelera para adornar nuestro pan de calatrava.


Bueno, y como ya he hablado hoy mucho, sólo me queda desearos que paséis un estupendo fin de semana.
Lidia.

51 comentarios:

Carmen dijo...

Te estaba esperando...he entrado en tu blog estos dos últimos dias esperando encontrarme tu receta familiar y nada...me estabas empezandoa preocupar, jajaja.

Pero como no podía ser de otra forma, aquí estás hoy con tu propuesta. Y menuda propuesta Lydia. ¿Sabes que jamás he probado el pan de calatrava? Me recuerda mucho a lo que yo llamo puding y, después de empaparme bien de la receta, veo que se hace de una manera muy parecido. Debe de estar riquísimo. No me extraña que fuera la primera receta que te enganchara. A mí me habría ocurrido lo mismo.

Tengo que agradecerte (mucho mucho mucho) que participes en el concurso. Soy consciente de que el tiempo es un bien preciado y yo os estoy robando un poquito de el. Espero que haya merecido la pena.

Eset fin de semana nos toca trabajar a nosotros y el lunes publicaremos la receta ganadora.

Bss y que tengas un feliz finde.

Ah...y enhorabuena por tu trabajo. Se va a notar en tu blog y te echaremos de menos pero seguro que te viene estupendamente.

CARMEN dijo...

Lidia, me ha encantado tu historia!!!!
Nunca lo he probado y lo he visto en muchos blogs, así qeu me llevo la receta a ver si cualquier día de estos lo hago.
Me alegro de que en mayo, vuelvas a trabajar.
un besito

Carlos Dube dijo...

Una historia muy interesante la de vuestra familia y la tuya con la cocina. Confesiones muy íntimas, y muchas recuerdos a flor de piel ¿verdad?.

Pues dicen que para destacar en algo hay que nacer sabiendo o ‘con dotes’ o con eso del ‘don’ etc, y está claro que esto es una tontería. Siempre he pensado que la gente que tiene talento lo tiene en todo lo que se proponga, en su día lo diste con los estudios, luego seguro que con muchas cosas más que no sabemos, y ahora con la cocina.

Está claro que aquí tenemos un ejemplo más, una niña muy delicada y ‘especialita’ con la comida con nociones CERO en cocina que en cuanto se ha tenido tiempo, nos sólo ha aprendido a cocinar, sino que ha aportado a la red un blog impresionante. Eso del don, dan y del din, va siempre por detrás del trabajo y la constancia. Lo ha dicho Elena Arzak hace bien poco, “trabajo y que te guste”.

Mucha suerte en tu nuevo trabajo, cuanto nos alegramos. Yo llevaba casi cuatro años publicando 5 días a la semana, y al final te digo yo que la conciliación laboral y familiar se hace muy complicada, muy fino tienes que hilar. Además ya te digo yo que no pasa nada por publicar menos, lo importante es estar ahí y que sigas siendoauténtica.

Creo que el pan de Calatrava lo hemos probado alguna vez por el sur, aunque igual te miento, pero nunca lo hemos hecho ni en mi familia ni en la de Lola. No tenemos tradición con este postre.

Tiene un aspecto brutal!

Buen fin de semana!

VIRGINIA dijo...

Uyyy Lidia como me ha gustado tu historia. Así qeu tu tambien estudiaste Derecho. Ya tenemos 2 cosas en común, la carrera y el gusto incontrolable por cocinar y probar cosas nuevas. Que me vas a decir a mi de que te miren como un bicho raro porque siendo abogada te guste meterte en la cocina los fines de semana y para colmo de males, sacarle fotos a la comida......

En fin que me alegro un montón de que en Mayo comiences una nueva andadura, aunque eso suponga verte menos pro aquí.

Como dice Carlos, es tan dificil conciliar la vida laboral, familiar y el blog....

Por cierto, casi se me olvida, me encanta el pan de calatrava y de seguro lo probaré con tu receta.

Bss y suerte.

Virginia "sweet and sour"

geles dijo...

Lo que me gusta el pan de calatrava, te ha quedado divino y la historia me han encantado. Besos

María Jesús dijo...

La entrada es muy buena, me gusta la historia y el pan....... un 10 por ello!!

Pastelito Valiente dijo...

Lidia, en primer lugar, muchas felicidades por el trabajo. es verdad que trabajando no te da tiempo para mucho con el blog (yo sólo puedo publicar una vez a la semana), pero estoy segura que lo que publiques será tan bueno como nos tienes acostumbrados. Nunca he probado el pan de Calatrava, pero tiene una pinta increibLE. Suerte en el concurso!!!

Acabatdefer dijo...

Este postre tipo puding me irá genial para complacer la adicción a los pudigs que tiene mi chico! Una presentación de 10 ;)

Los blogs de María dijo...

SIn duda alguna lo hecho al baño maría en horno estará siempre mas rico que en microondas pero bueno, a falta de tiempo..... Una historia larga pero que merece al pena leer, me ha gustado mucho. Me he partido con lo de la cadena de frio, y que razón!!!! antes no nos preocupábamos por cosas que ahora son de vital importancia

LA COCINERA DE BETULO dijo...

Me gusta el pan de Calatrava aunque su descubrimiento para mi es bastante reciente, hace pocos años.
Cuando he visto la foto pensaba que era una tarta de yema, tan bien adornado como lo has puesto con la nata.
Se echarán a faltar tus entradas diarias, pero el tener trabajo hoy en día es como tener un tesoro, espero tener esa suerte algún día aunque me quite tiempo de la cocina.
Enhorabuena Lidia, te la mereces!
Besos.

mavi-saboreandoconmavi dijo...

Lidia que bonita presentacion!! Este postre esta riquisimo y tiene una pinta para morirse!! Besitos

Susana Menéndez dijo...

Pues sí que es una receta de las de toda la vida... y de aprovechamiento, encima. En mi casa la hacía mucho mi tía, y de chicos nos poníamos moraos :)

Montse dijo...

Qué postre mas rico¡¡¡¡ Te quedó muy bien decorado parece una tarta

Evelyn dijo...

En mi casa pasaba un poco de lo mismo. A mi madre no le gusta cocinar (prefiere fregar!!!) aunque somos cinco y quitando una o dos éramos medias raritas. Yo lo sigo siendo, la verdad. Soy más cocinera que comedora. La comida me entra por los ojos y si no me tiene buena pinta, no la pruebo. Como el pescado, no lo soporto, y eso que mi familia es marinera, pero no somos de pescado. A mi chico le pasa como a tu marido, es de buena boca. Este pan de calatrava no lo había visto ni probado, aunque si tiene muy buena pinta!! Qué tengas mucha suerte con el trabajo. Se te echará de menos, pero lo primero es lo primero. Y mucha suerte también en el concurso. Besiños.

Mónica dijo...

Muy buena historia. Imagino a tu madre sufriendo cuando no comías nada!!
No conocía esta receta. Tiene muy buena pinta.
Besos
Mon

Justme dijo...

La historia me ha gustado mucho! Me alegro de que en mayo vuelvas a trabajar aunque eso suponga no ver cada poco tiempo una de tus super recetas..estaria encantada de poder probarlas todas, que suerte tiene tu marido! jaja
hoysonrioalespejo.blogspot.com

Salomé dijo...

Me encanta este dulce y mucho más como te ha quedado.... así que vuelves a trabajar, en fin, porque no hay más remedio que sino no volvía yo por la oficina ni a recoger mis cosas! Besos

Juani dijo...

Te ha quedado riquísimo Lidia, suerte en el concurso, yo lo hago distinto. Besossssss

Vainilla y Coco dijo...

La Historia genial,muy bonita.
Pero ese Pan tiene que estar de Muerteeeee.Que buenoooo!!
Muuak MUUAK

La cajita de nieveselena dijo...

Seguro que a Carmen le encanta, super tradicional y sencillo y de tiempos inmemoriales, mi abuelita lo hacía y nos chupábamos los dedos, yo tengo que confesar que no lo he hecho nunca y me da casi vergüenza porque con lo fácil que es...
Besines y suerte en el concurso.
Nieves

Cuchara de Oro dijo...

Que maravilla!! Ha sido verlo y babear y babear , que ricoooo!

Mary dijo...

Te voy a echar mucho de menos cuando vuelvas al trabajo.A ver si sacas un huequito para publicar tus maravillas y no nos abandonas¿No lo harás verdad? Aún así me alegro mucho de tu vuelta al mercado laboral, con la que está cayendo, eres afortunada!!!
Me encanta el pan de Calatrava, por aquí por Murcia es muy conocido, te sale magnífico Lidia!!!

Carolina dijo...

Lidia, me he sentido identificada con parte de tu historia. Yo también era una remilgosa para comer, y mi mami como la tuya cocina porque tiene que hecerlo.soy autodidacta como tú.
Espero que cuando vuelvas al trabajo sigas teniendo tiempo para dejarnos alguna cosita de vez en cuando.
EL pan de calatrava me ha encantado y seguro que a Carmen también
Besitos y suerte en el concurso

Isabel dijo...

En los tiempos que corren solo puedo darte la enhorabuena por el trabajo.
Y por este pan y por tu historia, que me ha parecido maravillosa.

Mar dijo...

Primero: enhorabuena por el trabajo. Como dice Isabel...en los tiempos que corren hay que organizar una fiesta por todo lo alto.
La receta genial, las fotos estupendas.....me recuerda al pudin de naranja que hago en el micro. Tomo nota para hacerlo...
Buen finde
Bss
La cocina de Mar
http://la-cocina-de-mar.blogspot.com.es

Miquel dijo...

ya sabemos mas de ti,eso siempre viene bien y este pan de calatrava esta muy rico.me alegro que vuelvas a trabajar que tal como esta el patio es una suerte
buen finde
beso

jose manuel dijo...

Este postre me trae muy buenos recuerdos, que maravilla.

Saludos

Bárbara dijo...

Me identifico con esas etapas, yo de pequeña no comia nada, bueno sí, solo comia pan así que lustre si tenia. Ahora me gusta casi de todo, jeje

Alisonhouse (potingues y fogones) dijo...

Tiene una pinta increible y además podemos reciclar ese pan que siempre nos queda y no sabemos qué hacer con él.
Besosssssssssssss

Carmela (Sunflower) dijo...

Una receta divina y si es familiar mucho mejor.Besos.

María dijo...

Lidia enhorabuna por el trabajo,pero no nos dejes del todo,que tus receticas son siempre como en este caso del pan de calatraba una verdadera delicia, mucha suerte en el concurso guapa
cosicasdulces.blogspot.com

Mar dijo...

Yo le pongo galletas, bizcochos de soletilla y con cualquier cosa está riquísimo!!!!

www.mibloguicodecocina.blogspot.com

Anna dijo...

Lidia guapísima, tu historia me ha encantado. Te he imaginado en Granada con tu comida bajo el brazo y congelándola de nuevo, ja,ja.....si es que antes no habían tantos remilgos y no pasaba nada. Desde luego que ese pan de calatrava lo bordas, y después de la ensalada de pulpo, sería el postre perfecto. Mucha suerte!!.
Ah! y enhorabuena por el trabajo que en estos tiempos es como una lotería conseguir empleo. Aunque cocines menos, estaré esperando tus platos con ilusión. Un beso.

Rosita Vargas dijo...

Por favor que hermozura receta estupenda me quedé sin habla copiaré tu linda receta con tu premiso,abrazos y abrazos.

Rosita Vargas dijo...

Por favor que hermozura receta estupenda me quedé sin habla copiaré tu linda receta con tu premiso,abrazos y abrazos.

Marina - BlauKitchen dijo...

Me ha encantado tu receta, pero sobre todo leer tu historia.
Me he identificado mucho con lo que dices sobre tus hábitos alimenticios de niña, yo era un desastre para comer jaja, quién me lo hubiera dicho que acabaría encantándome la cocina, que pasaría tantas horas en ella, que comería tantas cosas diferentes, experimentaría con sabores y acabara hasta teniendo un blog! Gracias por tu tiempo en contarnos tantas cosas.
Un beso

Rocio Garces dijo...

Riquisimo Lidia, y para no haber heredado de tu family las recetas de casa eres una artistaza, me llevo un trocito para la mañana, un besote

Aurélie dijo...

¡Qué bueno!
Tengo varias recetas de pudding colgadas que se parecen un montón, es una delicia...
Mucha suerte para tu nuevo trabajo, echaremos de menos tus publicaciones...
Un abrazo!

Clara dijo...

¡Qué maravilla!

Romescaire dijo...

Vaya !! la verdad es que me he sentido bastante identificado con tu historia es casi calcada a la mía en el plano familiar porque en lo que respecta al trabajo siempre he tenido mas de la cuenta ! bueno ese pan tiene un aspecto de lo mas rico! y la presentación como siempre perfecta!me llevo un trocín Bsss wapísima.

Karmela dijo...

Una introducción muy bonita a ese postre tan rico, dan ganas de darle un bocado al trocito de la cuchara ja. besitos

Maria Jose dijo...

Tengo oido hablar de el y nunca lo he probado. Este lo veo divino y la presentacion muy buena, besos

♥ Ana dijo...

Te estaba leyendo y me sentía super identificada contigo, mi madre también cocina porque no le queda otra, no le gusta nada y, mi padre, en fin, de esos que no te agradecía nada de lo que hacías , a todo le ponía pegas
De pequeña yo tampoco comía casi nada, estaba hecha un fideo, pero, cuando cogí carrerilla ya fui engordando, bufffff, jajajja

Oye, ¡¡enhorabuena por lo del trabajo en mayo!! eso es genial

Nunca he hecho éste tipo de postre, tengo que remediarlo, me encanta, rico, rico

Besotes

tere dijo...

Este postre esta buenisimo pero en mi casa un dia se me ocurrio hacerlo con pan bimbo y lo tivimos que tirar de lo malo que estaba, pero el tuyo se ve buenisimo.Un beso

Notas en mi cocina dijo...

Se super rico! en Argentina le llamamos budín de pan y tengo una receta similar en mi blog pero con manzanas.
Me encanta tu blog!
BEISTOs

Notas en mi cocina dijo...

Se super rico! en Argentina le llamamos budín de pan y tengo una receta similar en mi blog pero con manzanas.
Me encanta tu blog!
BEISTOs

MARIA JESUS dijo...

Esta buenisimo. Yo se lo hacia a mis niños de pequeñps.Un beso.

EnLaLuna dijo...

Delicioso... yo sí que como de todo desde niña, pero nunca cocinaba hasta que me casé y el que fue mi marido me metió el gusanillo de la cocina. Cocinaba, pero lo muy básico (pasta, arroz, filetes, poco más) y ahora... me he aficionado y mira, aquí me tienes! El pan de calatrava delicioso, un buen apaño para los restos de pan!

_NuSkA_ dijo...

En mi casa lo llamamos Flan de Calatrava, pero sigue siendo lo mismo y sigue estando igual de bueno ^o^

Vainilla y Coco dijo...

Holaaa!! Wuapaaa!! Estoy aqui otra vez...(ejejjeej).Solo es para decirte que he hecho tu Pan de Calatrava.. No me ha quedado tan bonito como a ti,pero de sabor esta genial..
Muuuak MUUAK

Carmen dijo...

Lidia, ya te lo he adelantado por FB pero vengo a dejarte el comentario como Dios manda.

Ayer preparé el pan de Calatrava para tomar de postre y tuvo un éxito impresionante.

Es tan fácil de preparar y lleva unos ingredientes tan básicos que cuesta imaginar que vaya a ser tan exquisito.

En breve la publico. Te avisaré.

Muchas gracias por la receta :)